-->
¡Bienvenido! Con la selección de los lugares de más interés y los pueblos con más encanto de Catalunya // Welcome! With the selection of the most interesting places and most charming towns of Catalunya

- Inicio - Home - Ir a la provincia de: Barcelona - Gerona - Lérida - Tarragona -


Ahora aqui mayor información por Comarcas y en Ofertas

El Pont de Vilomara i Rocafort

El Tiempo en el Pont de Vilomara


Provincia de:
Barcelona
 Toda la Información:
Comarca:
Bages
Población Habitantes:
3.741 hab. (2011)
Coordenadas:
41°26′N 32°′E
Código postal: 
08254
Superficie:
27,65 km²
Web del Ayuntamiento:




     
El Pont de Vilomara i Rocafort es un municipio de la comarca del Bages, en la provincia de Barcelona, Comunidad Autónoma de Cataluña, España.
El municipio está formado por la unión de dos antiguos núcleos urbanos: el de Rocafort y el de Pont de Vilomara. También pertenece a este municipio la partida de Marquet que había pertenecido a Mura. En Marquet se encuentra una antigua iglesia prerrománica, considerada una de las más antiguas de la comarca.
El Pont de Vilomara está situado en la parte baja del término municipal, a una altura de 202 msnm, mientras que Rocafort está en la parte alta a una altura de 421 msnm. Entre las dos entidades de población, hay una separación de 7 km. Hay puntos del territorio municipal que superan los 600 msnm. La colina del Montgròs es considerado como la principal referencia orográfica, tiene 578 msnm.

 El territorio está situado entre la riera de Mura, también llamada de Nespres, y el río Llobregat. Por una banda, la riera de Mura delimita el término con los de Mura y Talamanca y por otra parte, el río Llobregat, lo delimita con Manresa.
La primera referencia histórica del pueblo de Rocafort, data del año 902, con la denominación de Palau de Vesa (Palacio de Vesa). Hay documentos del año 966 donde se cita a la ermita de Sant Pere d'Oristrell, actualmente en buen estado de conservación. En el 982 se encuentran ya referencias al lugar de Vilomara, propiedad del castillo de Rocafort, con el nombre de Villa Amara. Existen pocos documentos históricos sobre la población de la localidad antes del siglo XII, siglo en el que la epidemia de peste asoló al país, diezmando de un modo importante la población local que no se recuperó hasta pasado algún tiempo. El censo se vio también muy afectado los siglos siguientes por diversas epidemias y guerras.
A finales del siglo XIII el linaje de la familia Rocafort es desplazado por la familia Sitjar, pasando a ser estos últimos los que mantienen el título de Señores de Rocafort. El último Señor de Rocafort, Pere de Sitjar, mando construir en 1347 la ermita de Sant Romà, aunque la repentina muerte del Señor el año siguiente, hizo que se detuvieran las obras. Esto y la llegada de la peste negra hizo que la construcción de la ermita no se reanudara hasta el 1353.
En 1377, después de la muerte de la viuda del último Señor de Rocafort, el castillo de Rocafort, así como sus tierras, pasa a ser de dominio del Monasterio de Sant Benet de Bages, el cual mantuvo su dominio hasta 1835, cuando se extinguió la comunidad monástica.

Pont de Vilomara empezó a desarrollarse alrededor del puente que se construyó durante la Edad Media en el camino que unía las ciudades de Manresa y Barcelona. La población recibió un buen número de inmigrantes a partir de finales del siglo XIX, al construirse diversas fábricas textiles, hasta entonces, el núcleo estaba formado por unas pocas casas con una pequeña parroquia, la ermita de Santa Magdalena. En 1874 se constituyó la primera sociedad destinada a llevar agua a Rocafort, pero la empresa acabó en fracaso. Poco después, en 1897 se recompuso la sociedad y se buscó una mina con más agua, pero igualmente, la cantidad no era suficiente. En aquella época era impensable subir el agua de la riera de Mura hasta Rocafort. A partir de 1947 Rocafort se quedó sin capellán y el número de habitantes decrecía a causa de una fuerte emigración, mientras que en el Pont de Vilomara pasaba todo lo contrario. Poco a poco el Pont de Vilomara se transformaba en la zona residencial, mientras que Rocafort aumentaban las segundas residencias, pasando a ser un lugar de veraneo.

En 1985 un incendio arrasó con la vegetación lindante en un espacio de 5.400 hectáreas2 con la localidad de Rocafort que llegó casi al Pont de Vilomara, dejando un paisaje devastado y austero.
Con anterioridad a la época contemporánea, el nombre había sido simplemente Rocafort y más oficialmente Rocafort del Bages. No aparece Vilomara en el topónimo debido a que era un arrabal pequeño y lejano.
A partir de 1917 el nombre cambió a Rocafort i Vilomara. Posteriormente, en el año 1933, el nombre cambió a Rocafort i El Pont de Vilomara. La denominación actual del municipio fue aprobada por la Generalidad de Cataluña el 27 de mayo de 1982. La razón del cambió fue el traslado del ayuntamiento y el crecimiento demográfico y en todos los sentidos de El Pont de Vilomara.
Vilomara es una evolución del nombre antiguo, que era Villa Amara, un alodio dentro del término y dominios del Castillo de Rocafort.
Ruinas del castillo de Rocafort
Debido al terreno en el que está situado la localidad de Rocafort, un macizo rocoso y rodeados de paisajes con mucha piedra y poca tierra, se creía que ese era el motivo del nombre de Rocafort. Estudios posteriores aseguran que el origen de Rocafort viene dada por la existencia del castillo. Llamar Roc (en castellano roque) a un castillo proviene del juego del ajedrez, en las que hay unas piezas equivalentes a fortalezas, antes llamadas roques y ahora torres. En el escudo de los señores de Rocafort, y posteriormente el de los Sitjar, que también fueron señores de Rocafort, viene representados varios roques, al igual que en el escudo municipal actual. Es por eso que el topónimo tiene su origen en la existencia de su castillo o roque (roc en catalán), el cual alguna vez fue ampliado o fortificado, por eso a Roc (o Roca, como en italiano) se añadió fort, formando Rocafort.


El escudo del municipio se define por el siguiente blasón: Escudo en forma de losanje cortado losanjado truncado: primero de argén, 3 roques de azur malordenados; segundo de gules, un puente gótico de oro de 9 arcos moviente de la punta. Por timbre una corona mural de pueblo.
Fue aprobado el 24 de mayo de 1984. La primera partición corresponde a las armas parlantes de los Rocafort, señores del pueblo que tradicionalmente ha sido cabecera del municipio, pero que actualmente se ha visto ampliamente superado por la localidad de Pont de Vilomara, población industrial creada al final del siglo XIX cerca del antiguo puente gótico (siglo XIII) sobre el Llobregat. Tiene nueve arcos y se ve representado en la segunda partición del escudo, donde simboliza la nueva capital del municipio.
Antiguamente la economía estaba basada en la agricultura, principalmente de la viña, pero la filoxera acabó con este cultivo a finales del siglo XIX. Debido al cambio en la balanza demográfica del municipio, la actividad agrícola se fue anulando, pasando al sector industrial, con la construcción de fábricas téxtiles en el Pont de Vilomara cerrando en los años 1980 cerraro. La principal actividad industrial en la zona ha pasado a ser el reciclaje y recuperación de pilas y electrodomésticos.


Ver mapa más grande

Ahora aqui mayor información por Comarcas y en Ofertas

publicidad

VisitasGratis.es | intercambio manual de visitas gratis

- Inicio - Home - Ir a la provincia de: Barcelona - Gerona - Lérida - Tarragona -

hospedaje WEB

Hosting Gratis

PUBLICIDAD

LeePubli

De donde estamos conectados